La mirada inocente de Georges Simenon

Sinopsis

Louis Cuchas es el penúltimo de los seis hijos de Gabrielle, una mujer que trata de compaginar a sus sucesivos amantes con su puesto ambulante de fruta y verdura. Crecidos en el ambiente promiscuo y problemático del pisito en que viven hacinados, los seis hermanos intentan encontrar su lugar en el mundo. Louis, observador, hipersensible e inocente -tanto que en el colegio le llaman «el angelito»-, va dejando atrás la infancia mientras asiste maravillado a la bulliciosa vida que se desarrolla en el populoso mercado de abastos donde comienza a trabajar y en las calles aledañas; todo le atrae: sonidos, colores, imágenes, sensaciones y, en particular, las personas. Cierto día descubre su afición a la pintura, y partir de ese momento vivirá sólo para esa pasión. Tal vez entonces su vida se precipite, tal vez Louis se convierta en un pintor célebre y llegue a vender muy caras sus telas, pero siempre verá las cosas con la mirada inocente del niño que fue.

Continuar leyendo «La mirada inocente de Georges Simenon»

Nacimiento de Georges Simenon

Georges Joseph Christian Simenon nació el 13 de febrero de 1903 en Lieja, Bélgica. Por superstición se le registró como nacido el 12. A los 16 se puso a trabajar como reportero de sucesos de La Gazette, firmando como «G. Sim». Empezó a interesarse por las investigaciones policiales y asistió a conferencias sobre el método policiaco científico. En 1921 publicó su primera novela, con su seudónimo de periodista, y también escribió columnas humorísticas firmando como «Monsieur Le Coq». Se instaló en París, pero le encantaba viajar y conocer todo tipo de gente. En 1930, en una serie de novelas cortas escritas para Détective, aparece por primera vez su personaje más conocido: el comisario Maigret. Además de las 103 historias de Maigret, escribió novelas de misterio de tipo psicológico y otras sin misterio, como La mirada inocente.

Georges Simenon
Georges Simenon. Fuente: El imbécil genial, sobre el interés que despertaba en algunos, como André Gide, porque no entendían como alguien así podía escribir tan bien.

Más información:

https://es.wikipedia.org/wiki/Georges_Simenon